LA TRADICIÓN DEL CORTE CON EL PLATO ¿POR QUÉ CON UN PLATO?

Publicado por Patricia Garcia en 

 

He ido a un sin fin de bodas en Segovia, de segovianos, y así como a veces la grandiosidad del acueducto se me hace cotidiana (lo sé, eso es imposible casi, pero cuando eres de allí… pasa) la tradición del corte con el plato para mí siempre ha sido lo normal en una boda.

Solo cuando me fui fuera a estudiar y cuando empecé a viajar me di cuenta de lo que tenemos en Segovia (orgullo de segoviana). Y es que la tradición del corte con el plato tiene “su aquel”.

Comencé a caer en la cuenta y valorarlo todavía más cuando empecé a trabajar en Madrid. Mis compañeros me decían eso que a muchos segovianos que trabajan allí les sonará: “¿Eres de Segovia? Buenos cochinillos se comen allí” y yo me limitaba a responder extrañada (para mí es lo normal…) “pues si…”

Un día, alguien me dijo: “oye, he oído que en las bodas en Segovia hay una tradición en la que los novios cortan el cochinillo con un plato y luego lo tiran para que les dé buena suerte” y volví a contestar extrañada del asombro y la curiosidad de la persona que me preguntaba “pues si…”.

Y ahí quedó todo, pero lo bueno es que soy bastante curiosa y el hecho de haber estado un tiempo fuera de casa, de mi querida Segovia, y fuera de mi país me hizo valorar todo mucho más: mi familia, mi casa, mi ciudad y por supuesto ¡sus costumbres! Y ahora entiendo la sorpresa y la curiosidad de quienes preguntan.

El corte del cochinillo con el plato lo popularizó Cándido, maestro asador y un personaje con gran carisma en Segovia que llevó el cochinillo a todas partes y popularizó su disfrute en su restaurante, junto al emblemático acueducto de Segovia.

Él popularizó el llamado “corte con el plato”. El corte con el plato tiene su sentido ya que es la prueba de fuego para confirmar que el cochinillo es tierno. Si al sacarlo del horno es posible cortar el cochinillo con un plato es que es bueno y está bien hecho.

Y puedo certificar que esto es así ya que aunque ha quedado como una tradición de las bodas yo, todavía hoy, cuando hago cochinillo en casa lo practico y efectivamente es así.

Hoy en día, como digo, se ha quedado como una tradición de las bodas en las que son los novios los que protagonizan el ritual y después tiran el plato al suelo para que se rompa, porque según la tradición así tendrán buena suerte.

Por tanto, mi objetivo hoy era y es ensalzar el valor la cultura, la gastronomía y nuestra historia segoviana así como hablar de que esta tradición que tiene un por qué y un valor a la hora de determinar la calidad del asado y del cochinillo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Create a free website or blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: